La Redacción

 

A continuación compartimos un conjunto de encuestas que muestra la caída abrupta de la imagen positiva del gobierno y particularmente el Presidente Macri. Se le agota la paciencia al pueblo argentino y el gobierno lo sufre.

Por la situación económica se acentúa la caída de imagen de Macri y su gestión

El descontento por la situación económica y el pesimismo sobre el futuro están pegando cada vez con más fuerza en la imagen que la opinión pública tiene del presidente Mauricio Macri. Mediciones de la última semana dan cuenta de que en las encuestas se profundizan las sensaciones negativas hacia la gestión de Cambiemos. 

Por caso, un sondeo de Grupo de Opinión Pública que mide el Humor Social asegura que éste alcanzó en mayo un nivel de 62,3% negativo y 37,3% positivo. Se trata de los picos más alto y bajo, respectivamente, desde enero de 2016

Distintas consultoras coinciden en el deterioro de la consideración de la población sobre la situación del país. Por ejemplo, un informe de D’Alessio Irol marcó que en junio la gestión alcanzó un máximo de 61% de desaprobación y un piso de 36% la aprobación. Es la brecha más grande entre las curvas desde que comenzó el ciclo Macri. 

Consultados sobre la situación económica, 8 de cada 10 responden que es «peor o mucho peor» que el año pasado y el 57% no ve mejoras para 2019. Más de la mitad no cree que el acuerdo con el FMI mejore la situación y un 72% considera que la inflación será mayor a la esperada. 

Así, para D’Alessio Irol la imagen negativa de Macri llegó a 54%, su registro más alto desde que es Presidente; mientras que la positiva se hundió hasta 31%. En sintonía también cayó fuerte la de la diputada Elisa Carrió, aunque en este caso –por la fecha de la medición– se vincula con su actitud durante el debate por el aborto. Por primera vez su imagen negativa superó ampliamente a la positiva: 51% contra 44%. 

Asimismo, una medición de la consultora CEIS también arrojó que el 62% «desaprueba» la gestión de Macri, mientras que el 38 % la «aprueba». «Observamos que la aprobación de la gestión cae consecutivamente en los últimos meses. El año 2018 comenzó con una distribución de una mitad de población aprobando y otra mitad desaprobando, paridad que se mantenía desde los últimos meses del 2017. Desde los primeros meses del corriente año, la aprobación fue paulatinamente descendiendo mes a mes», se señala el informe.

«La percepción sobre la situación económica y las políticas en la materia son el principal punto oscuro en la evaluación presidencial. Con relación a las respuestas de los entrevistados en cuanto a la comparación de la economía respecto del 2017, el 65% piensa que la economía ha “empeorado». Al observar las respuestas acerca de la situación económica del país en el presente, un 32% de los encuestados sostiene que es mala y el 31% piensa que es muy mala. Mientras que el 35% tiene una evaluación positiva y considera que es buena o muy buena. En cuanto a las expectativas a futuro, un 16% de los encuestados sostiene que la economía “seguirá igual», sin embargo las expectativas de “mejora» económica alcanzan a un 25% de la población, mientras que casi 6 de cada 10 encuestados creen que la misma empeorará», añade.

Con relación al aumento de tarifas de luz, gas y transporte, casi 2 de cada 3 encuestados respondió estar «poco de acuerdo» o «nada de acuerdo» con el aumento de tarifas de los servicios, y el 60% los considera desmedido. Sin embargo, responsabilizan mayormente al gobierno anterior. 

Acerca del aumento del dólar, el 71 % de la población responde que lo afecta, mientras que al 20% de los encuestados no es afectado. En cuanto a la decisión del gobierno de volver al FMI, el 16 % de la población está «muy de acuerdo» y el 22% esta «algo de acuerdo». Mientras que el 19% «esta poco de acuerdo», aumentando en proporción en un 43% aquellos que están «nada de acuerdo».

Se suma a estos relevamientos el Monitoreo Nacional de Ricardo Rouvier & Asociados de junio, que concluye: «Algunos factores que habían empujado la imagen del oficialismo hacia abajo, en las últimas semanas lograron cierta estabilidad y esto se traduce en que la tendencia descendente se detuvo. No obstante, sigue siendo más negativa que positiva tanto la imagen de Macri como de la gestión de su gobierno. En cambio, las expectativas económicas siguen cayendo y se prevé un aumento generalizado de los precios de bienes y servicios. Es decir que una gran mayoría de la población no cree que la inflación vaya a disminuir».

Para Rouvier, la imagen negativa de Macri está en 58,8%, mientras que la negativa es de solo 37,4%. Si bien es cierto que atravesó período peores en esta medición, la curva actual es totalmente inversa a la que presentaba cuando asumió el jefe de Estado, cuando partió de un 71% positivo y 26% negativo. 

La imagen de la gestión de Gobierno no está mejor: 61,8% la rechaza y 33,1% la aprueba. Mientras que las expectativas económicas se encuentran en su peor momento. Tanto es así que 69,4% no cree que baje la inflación. 

Tanto la medición de Rouvier como la de CEIS arrojan que la intención de voto a Macri para las elecciones del año que viene, en las que el Presidente buscaría su reelección, no superan el 37%.

Desde Revista Universitaria compartimos la entrevista realizada a Micaela Reartes, estudiante de 3er año de la carrera de Bromatología y miembro del Centro de Estudiantes de Ciencias Aplicadas a la Industria (CECAI), en el marco de la toma de la Facultad de Ciencias Aplicadas a la Industria (FCAI) en San Rafael.

 

El proceso contrarevolucionario llevado adelante por el macrismo y su política antinacional y antipopular en la Argentina parece haber llegado a su punto más álgido. El acuerdo vendepatria con el FMI nos condena a un recrudecimiento del ajuste y el saqueo del país. La historia parece repetirse, ya Rivadavia hace casi 200 años denigraba la soberanía nacional cuando nos entregaba a la extranjería mediante el empréstito con la Baring Brothers. Hoy, los argentinos parecemos tropezar con la misma piedra.

Ante este museo de grande novedades, ante tantos interrogantes sin respuestas, nosotros nos preguntamos ¿y si Jorge Abelardo Ramos tenía razón?

El Colorado Ramos, político y autor ineludible del pensamiento nacional, indagó a lo largo de su obra en las razones histórico políticas de la condición de atraso de América Latina. La historia, para el Colorado y para nosotros, es maestra de la política. Sus obras fundamentales “Revolución y Contrarrevolución en la Argentina” e “Historia de la Nación Latinoamericana” han de ser los instrumentos más valiosos para comprender las claves del drama actual.

Con el objetivo de comprender e intentar romper de una vez las mordazas impuestas por los contrarrevolucionarios de ayer y de hoy, los/as invitamos a participar del Ciclo de charlas “¿Y si Jorge Abelardo Ramos tenía razón?

En esta oportunidad utilizaremos el tomo IV “La Factoría Pampeana” para abarcar el primer cuarto del siglo XX y el significado de la primera expresión del movimiento nacional: El Yrigoyenismo. La democratización del Estado y la Reforma Universitaria, la democratización de la renta agraria, la neutralidad ante la Guerra Mundial y el tibio proceso de industrialización producto de un mundo en economía de guerra serán algunos temas a tratar.

Además, retomaremos el conflicto de Roca con la Iglesia católica durante su primera presidencia y la sanción de las leyes laicas (Registro civil en manos del Estado, Ley de educación 1420, etc) para profundizar en la discusión actual acerca del “Estado Laico”.

Compartimos la nota de InfoGremiales informando el paro docente convocado por CTERA para reclamar la reapertura de paritarias y protestar en contra de la represión.

_________________________

Para Roberto Baradel, la administración de Mauricio Macri “quiere bajar el salario de los trabajadores”. Recordó que el último encuentro paritario de los docentes bonaerenses fue hace 70 días.

 Los estudiantes y egresados de Bromatología están en una situación de desolación desde el 7 de junio. Momento por el cual las autoridades de la FCAI, se dispusieron a responder pasivamente a la solicitud de recorte de los alcances del título de Bromatólogo, pedido por el Ministerio de Educación, quienes en virtud del artículo 43 de la Ley de Educación Superior, reservan la actividad de análisis y dirección de laboratorio ya sea de bromatológicos a los Bioquímicos.

En lugar de la defensa de una profesión que tiene más de 40 años de historia en la FCAI en San Rafael y también en Ciencias Agrarias, desde el Decanato, la Secretaría académica y el Consejo Directivo, se dispusieron a contestar al requerimiento, sin interponer todas las acciones legales posibles, para evitar el achicamiento en el campo laboral de los prestigiosos profesionales de nuestro medio. Llevados por intereses que no son los que debieran primar ante el ataque a una carrera de la institución.

Después de varias deliberaciones, hoy lunes se inicia la toma de la Facultad como alternativa extrema para que las autoridades de la Universidad, ofrezcan la mejor solución a esta situación.

Las autoridades de la FCAI sin ningún tipo de consideración y como medida de amedrentamiento optaron por bloquear la entrada al edificio a los estudiantes que protestan, sometiéndolos a las inclemencias climáticas por más de 8 horas, poniendo en riesgo su salud como una muestra más del desinterés por estos jóvenes que encuentran en la toma su única forma de ser escuchados.

 

FUENTE:

http://www.minutoya.com/nota/79923-facultad-de-ciencias-aplicadas-a-la-industria-fue-tomada-por-los-alumnos/

 

Como si no fuera suficiente con los imparables aumentos de todos los bienes y servicios en la Argentina, la madrugada del domingo 1ro de Julio comenzó con un aumento promedio de las naftas que varía entre un 5% y un 8%. Este aumento, como sabemos, impactará en muchos rubros de la economía, porque la nafta y el diesel son los principales combustibles utilizados.

En medio de una crisis de todos los ámbitos de la sociedad, la economía planteada por Cambiemos sigue atacando los bolsillos de los argentinos. Esto no es una sorpresa, ni un error, nunca está de más aclararlo. El gobierno no pretende controlar los precios ni evitar la inflación. Lo que pretende es beneficiar a los sectores monopólicos más concentrados de la economía. En este caso, a los empresarios ligados a la energía, pues YPF pondrá la vara para el aumento de las demás empresas que proveen combustibles. Todas en sociedad con el gobierno saqueador de Mauricio Macri.


Ni YPF cumplió el acuerdo

YPF aumentó ayer el precio de los combustibles entre 5 y 8 por ciento, muy por arriba del 3 por ciento que las petroleras habían acordado con el Gobierno el mes pasado. La disparada del dólar modificó la ecuación de las empresas y, a pesar de los intentos oficiales por moderar las subas, fue la propia YPF la que barrió con el convenio anterior. La nafta súper pasó en el área metropolitana de Buenos Aires de 26,50 a 27,83 pesos por litro, lo que implica un incremento del 5 por ciento. El mismo porcentaje aumentó el gasoil, al pasar de 23,05 a 24,20 pesos. En cambio, las versiones premium de nafta y gasoil saltaron 8 por ciento. En el primer caso, el litro subió de 30,85 a 33,32 pesos, mientras que el diesel se encareció de 26,95 a 29,12 pesos. Los ajustes serán replicados por el resto de las petroleras en las próximas horas, lo que dará mayor intensidad a la escalada inflacionaria.

Los consumidores sufren una embestida de precios que llevará la inflación de este año por arriba del 30 por ciento, según coinciden consultores de distintas tendencias. El incremento en los combustibles genera una ola de remarcaciones aguas abajo, empezando por el transporte y la logística. La desregulación del mercado que anunció Mauricio Macri con bombos y platillos el año pasado se convirtió en una pesadilla para los consumidores y para la economía en general. Las empresas quedaron habilitadas a ajustar los valores al público en función de la suba del dólar y de la cotización internacional del crudo. Como ambos componentes se dispararon los últimos meses, en especial el dólar, las empresas aseguran que se generó un atraso del 30 por ciento en los surtidores. El nuevo ministro de Energía, Javier Iguacel, encaró una negociación con las petroleras para evitar ajustes mayores al 3 por ciento, pero ya en julio la propia YPF, bajo control estatal, lo incumplió y dispuso aumentos del 5 al 8 por ciento.

La incapacidad del Gobierno para estabilizar el precio del dólar complica la situación. La acción de YPF cayó más de 25 por ciento desde mediados de mayo, mientras que las cotizaciones del resto de las energéticas también vienen en caída. La inestabilidad cambiaria impide establecer pautas de ajuste que puedan sostenerse en el tiempo. Las petroleras pretenden subir los precios de los combustibles hasta 30 por ciento en lo que queda del año. Eso llevaría la nafta súper a unos 35 pesos en diciembre, mientras que la premium pasaría a unos 40 pesos (Página 12).

Julio nos recibió con aires de transformación, al menos para México. Ayer en la noche se dieron a conocer los primeros resultados de las elecciones presidenciales .El candidato de la denominada izquierda mexicana, López Obrador obtuvo más del 50% de los votos, convirtiéndose de esta manera en el presidente más votado en la historia del país. La tendencia en cada uno de los Estados que se escrutaba adelantó los resultados para los demás candidatos a la primera magistratura. Ya era indiscutible el triunfo de López Obrador.

Desde Venezuela el presidente Nicolás Maduro, fue uno de los primeros presidentes de América Latina en hacer extensivo el saludo al nuevo Jefe de Estado:  “Felicito al hermano pueblo mexicano y a su presidente electo, @lopezobrador. Que se abran las anchas alamedas de soberanía y amistad de nuestros pueblos. Con él triunfa la verdad por encima de la mentira y se renueva la esperanza de la Patria Grande.

Cierto es que los resultados electorales no sólo abren una etapa de renovada esperanza para los mexicanos en busca de un destino mejor, si no también para el pueblo venezolano que se encuentra rodeado de gobiernos liberales, antipopulares y antinacionales. Esto implica la posibilidad para el pueblo venezolano de trazar nuevas alianzas que le permita salir del ahogo económico al que es sometido. Pero también se abre una época de renovación de esperanza al resto de los países latinoamericanos, tal vez nos encontramos ante un nuevo fin de ciclo para los gobierno representante de los intereses extranjeros y profundamente antidemocraticos. Por el momento nos queda acompañar el triunfo de nuestros hermanos mexicanos, y esperar que nos depara el futuro a los argentinos, es posible que no nuestra felicidad  no se deba a un resultado electoral, pero con suerte un nuevo helicóptero nos salva la vida. (RIN)

 
 
En su tercera candidatura a la presidencia, AMLO obtenía la victoria, emulando a Lula da Silva.
En su tercera candidatura a la presidencia, AMLO obtenía la victoria, emulando a Lula da Silva. 
Imagen: AFP

PáginaI12 En México

Desde la Ciudad de México

Andrés Manuel López Obrador será el 57º presidente de México, al perfilarse con un amplio triunfo en las elecciones federales de ayer, que le da una legitimidad política y social no vista en décadas. El conteo rápido le daba una ventaja que lucía una tendencia irreversible: de 43% a 49% de la votación nacional, de acuerdo con Consulta Mitofsky, una de las firmas demoscópicas con mayor prestigio en el país. Muy atrás, peleaban PAN y PRI por el segundo lugar: el panista Ricardo Anaya oscilaba entre 23% y 27% contra el 22% y 26% del candidato priísta José Antonio Meade, un virtual empate técnico.

Los resultados anunciados por Mitofsky a través de los noticieros de Televisa se mantuvieron en la misma tendencia que señalaron las encuestas a lo largo de tres meses de campaña.

José Antonio Meade fue el primero en reconocer su derrota y en desear éxito a López Obrador. “Reconozco que las tendencias del voto no nos favorecen”, dijo Meade en conferencia de prensa en la sede nacional del PRI, y anunció que seguirían con atención el resto de los resultados de las elecciones federales para renovar el Congreso y de las elecciones locales en 30 de los 32 estados del país, incluidas nueve gobernaciones que, por cierto, también parecían perder.

Meade no dejó espacio a la especulación: “En este momento habrá que reconocer que, de acuerdo a las tendencias, fue Andrés Manuel López Obrador quien obtuvo la mayoría. Él tendrá la responsabilidad de conducir al Poder Ejecutivo, y por el bien de México le deseo el mayor de los éxitos.”

Media hora después del cierre de la votación, a las 8 de la noche (las 22 horas en Buenos Aires), el candidato de la alianza PAN-PRD, junto con Movimiento Ciudadano, llamó a López Obrador para felicitarlo. Luego, en conferencia de prensa, reconoció públicamente su derrota: “Como ya lo hice telefónicamente hace unos minutos que hablé con él, reconozco su triunfo, le expreso mi felicitación y le deseo el mayor de los éxitos por el bien de México.”

El efecto AMLO (las iniciales del que será el primer presidente de izquierda desde Lázaro Cárdenas, el 43º mandatario que gobernó entre 1934 y 1940) se transmitió al resto del país y enfiló a los candidatos de Morena y sus aliados, el PT y el Partido Encuentro Social, a ganar seis de nueve gubernaciones en disputa.

Al cierre de esta edición no podía adelantarse la composición del Congreso, que renovó a los 500 diputados y los 128 senadores, pero se perfilaba una muy probable mayoría de Morena y sus aliados.

De este resultado depende en gran medida la gobernabilidad que tendrá López Obrador y su margen de maniobra para revertir la mayor parte de las reformas estructurales realizadas durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, el segundo presidente priista que deberá entregar el poder a un opositor, como lo hizo Ernesto Zedillo en 2000 ante el derechista Vicente Fox, sólo que Peña lo tendrá que hacer ante el izquierdista López Obrador, al que venció hace seis años con cierta holgura, luego de una exitosa campaña de desprestigio y guerra sucia en que impuso la percepción de que el entonces candidato perredista era “un peligro para México”.

Esa imagen prendió con facilidad entre la ciudadanía luego de las protestas que López Obrador había encabezado por el supuesto fraude electoral de 2006, cuando el derechista Felipe Calderón se quedó con la Presidencia por apenas 243 mil 934 votos de un total de casi 41.8 millones.

En su tercera candidatura a la presidencia –emulando al brasileño Luiz Inácio Lula da Silva–, López Obrador ha ganado con holgura y arrastró el resto de la votación nacional tras de él.

Un primer corte de las encuestas de boca de urna de la empresa Consulta Mitofsky, la coalición conformada por el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Partido del Trabajo y el Partido Encuentro Social, encabeza las preferencias de voto en la Ciudad de México y en los estados de Chiapas, Veracruz, Puebla, Tabasco y Morelos. El PAN ganó el estado de Guanajuato, uno de sus bastiones, tierra de Vicente Fox, y peleaba cerradamente con el PRI por Yucatán. El estado de Jalisco fue ganado por el candidato de Movimiento Ciudadano, Enrique Alfaro.

La capital del país será gobernada por Claudia Sheimbaun, la candidata de Morena, al registrar una votación que oscila entre 47.5% a 55.5%, según las encuestas. Lejos quedaron los candidatos del PAN-PRD, Alejandra Barrales, con no más de 33%, y del PRI, Mikel Arreola, que apenas llegará a 16%. El estado de Morelos también será morenista, con la victoria del exfutbolista y exalcalde de Cuernavaca, Cuauhtémoc Blanco, que podría alcanzar 55.5% de la votación. El segundo lugar, el candidato del PAN, tiene apenas 18.9%. El estado de Tabasco, de donde es nativo López Obrador, su partido arrasó con 69.7% de la votación.

El presidente del Instituto Nacional Electoral, la institución encargada de organizar el proceso electoral, informó que hubo una votación masiva y tranquila, con unos pocos incidentes aislados.

En la Ciudad de México, miles de simpatizantes de López Obrador festejaban anoche en las calles y esperaban la aparición pública de su nuevo presidente. Al cierre de esta edición, López Obrador seguía en su cuartel en un hotel del centro histórico, a solamente un kilómetro del Zócalo.

En cualquier caso, esta mañana de lunes, en México ha amanecido un nuevo país. (Página 12)

ARGEN PAPERS. Capítulo 5. El CEO de Clarín: Magnetto

Publicado en Opinión Domingo, 01 Julio 2018 22:06

Compartimos con nuestros lectores un fragmento más de ARGEN PAPERS, en esta oportunidad son el Grupo Clarín y el diario La Nación, “abanderados de la lucha contra la corrupción en la Argentina”, los involucrados en la tenencia de cuentas offshore en guaridas  fiscales.

East River Associates Corporation. Con ese nombre está registrada en las Islas Vírgenes Británicas la firma offshore vinculada con Héctor Horacio Magnetto. La empresa fue registrada en la guarida Caribeña el 6 de noviembre de 1995 a pedido de una de las oficinas de Mossack Fonseca en suiza, pero el CEO del Grupo Clarín recién aparece vinculado con la firma a comienzos de 2001. No lo hace como propietario o director de la offshore – para esos cargos la firma panameña dispuso a sus tradicionales hombres de paja -, sino a través de un “poder ilimitado de representación legal” que le permitió administrar la cuenta bancaria 0240/571.430 en el banco UBS en Ginebra. Entre la documentación de la identidad suiza figura una página en la que se verifica la identidad del beneficiario final de los activos. El nombre es otra vez el del empresario argentino y la dirección ofrecida corresponde a una propiedad de la familia Magnetto en Barrio Parque”.  

La última curda

Publicado en País Domingo, 01 Julio 2018 15:51

El telón de la vida de un hombre, cuya aparición en la vida pública 30 años antes había cambiado para siempre el destino de los argentinos, inauguraba un tiempo de desconsuelo del que tardaríamos más de 25 años en salir.

Si el 17 de octubre del 45 fue, para darle fecha cierta a un proceso histórico, la entrada del pueblo argentino a la vida política desde aquel «hondo bajo fondo donde el barro se subleva»; el 1 de julio del 74 fue el comienzo del desbarranque.

La tempestad cívico-militar borró vidas y los retazos de una Argentina más justa. Las democracias semicoloniales que le sucedieron gobernaron en nombre del pueblo contra el pueblo.

Hoy el gobierno de Cambiemos retoma la tradición histórica de los gobiernos antinacionales en nuestro país y pretende dar marcha en las conquistas de un gobierno popular. Nuevamente, reaparece ese país que «está de olvido, siempre gris».

Pero todo hombre es tan grande como la ola que ruge bajo él. Tanto así que a 44 años de su sueño eterno, su nombre resulta intachable de la discusión política actual. En un país donde el drama de su época permanece aún vigente, retomar la tradición nacional latinoamericana, democrática y popular del peronismo resulta menester para encarar el porvenir.

La muerte del General Perón, que como hombre fue mortal, despertó ese mediodía de julio del 74 el llanto de un pueblo, que como pueblo es eterno. Quizá por esa misma razón, ese día el hombre fue eterno y el pueblo mortal.

Lastima bandoneón, mi corazón
Tu ronca maldición maleva
Tu lagrima de ron me lleva
Hacia el hondo bajo fondo
Donde el barro se subleva
Ya sé, no me digas tenes razón
La vida es una herida absurda
Y es todo, todo tan fugaz
Que es una curda, nada más
Mi confesión

La Última Curda — Troilo/ Castillo

Dólares para la fuga

Publicado en País Domingo, 01 Julio 2018 13:02

 

Sería de esperada normalidad que cualquier panelista, especialista, crítico, inteligente de los que anda circulando a diario por estudios de televisión discurriendo sobre las bondades de este gobierno explicara sencillamente para qué se tomó deuda con el FMI. Parece ser que tomar una monstruosa cantidad de deuda con este organismo es una virtud en sí misma. Sería un síntoma de progreso, de avance colectivo de todo un país hacia un futuro mejor.

No hace faltar poseer ningún máster de economía en la Universidad Di Tella para comprender de que se toma deuda para financiar el festín de los especuladores que abandonan la burbuja de los LEBACs para comprar dólares y girarlos al exterior. Dicho de otro modo, Argentina se endeuda a un monto mayor que las reservas que actualmente posee para sostener un mercado cambiario abierto y desrregulado en el que un puñado de apellidos (argentinos y no tanto) compran de a millones de dólares y depositan en paraísos fiscales. 

La explicación oficial altera el orden de los factores. No es que «por la corrida cambiaria, tomamos esta política económica»; sino que porque vienen sosteniendo un programa de liberación económica la carroña del sector financiero puede sin ningún impedimento comprar dólares a mansalva, generando un impacto directo en el precio de la divisa norteamericana. Porque pretenden seguir sosteniendo esta situación, se endeudan para tener los dólares suficientes (que ya le habían sido negados desde Wall Street) para salir a vender a un ritmo de entre 100 y 300 millones diarios.

Merecen notas aparte las preguntas de si son válidas o no las recetas económicas que pretenden imponer desde el Fondo, o sí efectivamente el mundo ha recuperado «confianza» en nosotros producto de este nuevo empréstito. Por lo pronto, debemos saber que no estamos financiando la recuperación nacional con los aportes desinteresados de Lagarde y cia. (Revista Universitaria).

- — -

La Argentina ocupa el quinto lugar del ranking mundial en la utilización de guaridas fiscales, en relación a la dimensión de su economía, de personas para ocultar porciones del patrimonio al fisco, para eludir controles cambiarios o, directamente, para canalizar dinero proveniente de la corrupción. Es una información publicada en la revista del FMI “Finanzas & Desarrollo”, de junio pasado, en el artículo “Correr el velo”, de Jannick Damgaard, Thomas Elkjaer y Niels Johannesen. Es curiosa la coincidencia de la difusión de este texto en el mismo mes que el Fondo Monetario aprobó un crédito extraordinario de 50 mil millones de dólares, con un desembolso inmediato de 15 mil millones. Auxilio entregado a un gobierno que probablemente sea récord mundial de cantidad de funcionarios, empezando por el Presidente de la Nación, participando de empresas offshore radicadas en guaridas fiscales. Además, antes y ahora, los dólares del stand-by del Fondo Monetario sirven para condicionar la política económica, pero también para facilitar la fuga de capitales, dinero que en una proporción elevada corre a buscar refugio en guaridas fiscales. Teoría y práctica del FMI en estado brutal. 

Corrida

En estos días de otra vuelta de la corrida cambiaria, no esta sucediendo nada que esté alterando ese comportamiento que observa críticamente el FMI, pero que facilita su desarrollo. Las subastas diarias del Banco Central subieron de 100 a 150 con un adicional de 300 millones de dólares del FMI anteayer, billetes absorbidos inmediatamente por el mercado. Ya fueron limpiados 1200 de los 7500 millones de dólares previstos, a un ritmo de oferta que, si se mantiene, agotará muy rápido el 15 por ciento del total de la asistencia del Fondo para 36 meses. 

Atados de pies y manos el Banco Central por el acuerdo con el FMI, que limita la venta de dólares de reservas, que fijó un monto mínimo de reservas internacionales y un sendero trimestral de incremento, que exige reducir la participación oficial en el mercado de dólar futuro, y que postula que el tipo de cambio debe ser determinado por la oferta y la demanda en el mercado libre, la cotización del dólar tiene señalado un solo recorrido. Como se indicó en esta columna, el 3 de junio pasado, cuando el dólar cotizaba a 25 pesos y parecía un valor altísimo, “lo que hoy parece caro en pesos, mañana será barato”. Hoy se reitera esa sentencia con el último cierre del billete verde.

Un pedido de revisión al Fondo de esas condicionalidades o un ingreso de dólares vía endeudamiento externo permitiría aminorar la carrera del verde. Como esta última opción no es probable y ante el fiasco de las subastas diarias de dólares, el Banco Central evalúa solicitar la flexibilización de esas reglas de juego cambiario que fueron consensuadas con los técnicos del Fondo, adelanta La Política Online. Sería otro record de la relación de Argentina con el FMI: solicitar un “waiver” (perdón) a menos de un mes de la firma del acuerdo. Parecida a la gestión Sampaoli, antes con la dupla Sturzenegger-Llach y ahora con la de Caputo-Cañonero, el manejo de la cuestión cambiaria por parte del Banco Central exhibe un grado de desorientación e improvisación impactante, lanzando la economía macrista hacia un desenlace inquietante.    

Informe

Damgaard es economista principal del Banco Nacional de Dinamarca, Elkjaer es economista principal del Departamento de Estadísticas del FMI y Nielsjohannesen es profesor de economía en el Centro de Comportamiento Económico y Desigualdad de la Universidad de Copenhague. Son los autores del texto “Correr el velo” donde precisan que las multinacionales han acumulado 12 billones de dólares en sociedades fantasmas, y “ciudadanos de algunos países financieramente inestables y productores de petróleo” tienen gran parte de su patrimonio personal (alrededor de 7 billones de dólares) en paraísos fiscales. Mencionan que si bien Swiss Leaks, Panama Papers y otras recientes filtraciones de datos de plazas offshore han revelado parte de la intrincada trama que utilizan multinacionales y personas acaudaladas en guaridas fiscales para evitar pagar lo que les corresponde, el mundo de las finanzas offshore sigue siendo muy poco transparente. 

La troika de investigadores reconoce que, debido al secreto que caracteriza a los servicios de bancos offshore, abogados y empresas con domicilio en esas plazas, es difícil precisar cuánto dinero se canaliza a través de guaridas fiscales, cuál es su origen y cuál su destino. Sin embargo, en base a estadísticas sobre posiciones financieras offshore, publicadas por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y el Banco de Pagos Internacionales (BPI), pudieron cuantificar el dinero que se refugia en las guaridas fiscales. Esos expertos explican que los 12 billones de dólares de firmas multinacionales es una cifra sorprendente –representa casi un 40 por ciento de todas las Inversión Extranjera Directa en el mundo– porque es totalmente “artificial”: se trata de inversión financiera canalizada mediante sociedades ficticias sin actividad real. Estas inversiones de sociedades ficticias casi siempre se realizan en paraísos fiscales, siendo los principales Países Bajos, Luxemburgo, Hong Kong, las Islas Vírgenes Británicas, Bermuda, las Islas Caimán, Irlanda y Singapur. Por motivos no revelados, Nicolás Caputo, el “hermano de la vida” del presidente Macri, fue nombrado cónsul general de Singapur en el país, un cargo ad honorem.

Al analizar las estadísticas recientes del BPI sobre depósitos bancarios offshore, el estudio del FMI estima que alrededor de 7 billones de dólares en cuentas de personas están radicados en guaridas fiscales, prácticamente el 10 por ciento del PIB mundial. El stock de esa riqueza oscila entre un 4 por ciento del PIB en los países nórdicos y un 50 por ciento en países productores de petróleo, como Arabia Saudita y Rusia, y “en países que han sufrido gran inestabilidad financiera, como Argentina y Grecia”. 

Los investigadores concluyen que esos resultados sugieren que “los altos impuestos no están asociados necesariamente a altos niveles de evasión en guaridas fiscales: los países nórdicos tienen una de las tasas del impuesto sobre la renta más altas del mundo, pero un nivel relativamente bajo de patrimonio personal offshore”. En el primer lugar de ese ranking se ubica Emiratos Arabes Unidos, seguido por Venezuela, Arabia Saudita, Rusia y Argentina. El estudio publicado en la revista del FMI ofrece una explicación de ese lugar que ocupa la Argentina: “Se observó que las personas no siempre acumulan dinero en cuentas offshore para evadir impuestos, especialmente en las economías emergentes. Por ejemplo, los bancos de guaridas fiscales pueden servir para eludir controles de capitales durante una crisis cambiaria, como lo sugieren los niveles excepcionalmente altos de riqueza personal de argentinos en el exterior”.

Guaridas

En un gobierno de funcionarios offshore, el último informe del sector externo del Indec ofrece una cifra que brinda pistas para saber cuál será el destino de los dólares del FMI: financiar la fuga de capitales. Parte de esos fondos, además, serán probablemente enviados a refugios en plazas offshore. En el primer trimestre de este año hubo un incremento de unos 9600 millones de dólares en depósitos, bonos, acciones y propiedades de argentinos en el exterior. El monto adicional de ese capital acumulado en doce meses asciende a 33.404 millones de dólares. El Indec calcula que, a marzo de 2018, el total de activos de argentinos que están radicados en el exterior suma 276.449 millones de dólares, un poco menos de la mitad del PIB. Es una estimación conservadora, que especialistas en la materia, como el economista Jorge Gaggero, elevan al doble. 

El estudio del FMI toma como referencia la información del Indec, puesto que indica que la proporción de capitales argentinos en guaridas fiscales es equivalente a casi el 40 por ciento del PIB

Cuando se menciona que el Fondo cambió después de los fracasos de los ‘90 en Latinoamérica y en la Europa periférica en la crisis de 2008, resulta fundamental precisar tres niveles de intervención de ese organismo internacional, para no caer en esa trampa discursiva. Por un lado, los análisis académicos de investigadores del Fondo, que algunos de ellos son críticos del funcionamiento de la economía global e incluso de la receta del ajuste. Por otro, las exigencias del staff técnico que son las mismas para cualquier país, sin considerar particularidades productivas ni diferentes situaciones sociolaborales, que orientan la economía a la recesión vía el ajuste fiscal y monetario para garantizar el pago de intereses y capital de la deuda. Por último, las definiciones políticas del directorio dominado por las potencias occidentales. Esto último es lo que definió el auxilio extraordinario para evitar la caída de la economía macrista.  

 

Fantasmas

Mientras el macrismo sigue hablando de “turbulencias”, la corrida cambiaria es la más fuerte desde el colapso de la convertibilidad. La formación de activos externos (fuga de capitales) en los primeros cinco meses del año suma 9821 millones de dólares, detalla el anexo estadístico del balance cambiario del Banco Central. En el mismo período del año pasado, esa sangría de divisas había sido de 3299 millones de dólares. De un año a otro, la fuga subió casi 200 por ciento, y la velocidad de la pérdida de divisas no aminora en ninguno de los frentes del sector externo. Por la puerta del turismo al exterior (viajes, pasajes y otros pagos con tarjetas), el saldo neto de enero a mayo de este año fue negativo en 4956 millones de dólares. Por fuga y turismo suman casi 15 mil millones de dólares en los primeros cinco meses del año.

La crisis cambiaria empezó a desarrollarse con la ineptitud de la gestión anterior del Banco Central y continúa con la actual conducción liderada por dos mesadineristas de Wall Street, que rápidamente mostró su desorientación jugando reservas internacionales en el paño del casino de la city. Una y otra han exhibido con desfachatez que no supieron ni saben cómo abordar la corrida. Lanzan medidas desordenadas, sin coherencia teórica ni práctica, con la expectativa de ganar confianza y credibilidad de los grandes operadores. No lo están logrando porque ni el estado de ánimo de los inversores, ni el actual contexto del mercado financiero internacional y ni eventos como la sequía son el origen de semejante descalabro. Este se explica fundamentalmente por la desregulación absoluta del mercado de cambio (con un dólar a 30 pesos, es necesario recordar el disparate de Federico Sturzenegger de habilitar la posibilidad de que kioscos, comercios y hoteles puedan vender dólares libremente, previa inscripción en un registro) y la apertura total de la cuenta Capital de la Balanza de Pagos, facilitando el ingreso y egreso de fondos especulativos.

Tuvieron que pasar treinta meses de despilfarro de recursos provenientes de un endeudamiento vertiginoso para que economistas del establishment empezaran a recomendar intervenciones regulatorias directas e indirectas en el mercado de cambio. Plantean la necesidad de un tipo de cambio más alto que el oficial para gastos en turismo en el exterior, e incluso algunos proponen incluir esa misma estrategia para el dólar ahorro, como mencionó en declaraciones radiales el economista Rodolfo Santángelo, socio de Carlos Melconian. 

La idea que estudian en el Ministerio de Hacienda y Finanzas es aplicar un recargo a pasajes y gastos con tarjeta de crédito en el exterior. Será un espectáculo escuchar a analistas, voceros oficiosos, economistas y funcionarios justificar esa medida sin patinar con la palabra “cepo”, aunque con un dólar a 30 pesos con tendencia al alza el ajuste por el lado del turismo al exterior ya está en ejecución, aunque a un costo socio-económico más elevado que fijar tipos de cambio múltiples. 

Esa medida y otras del Central son manotazos de ahogado en una crisis cambiaria que no sólo está sumergiendo a la economía en una recesión con muy alta inflación, sino que, ante la aceleración de la caída, está convocando los fantasmas de la insolvencia (Página 12).