El país, Latinoamérica y el Mundo

Frente a la necesidad de atraer inversiones extranjeras y abrir las puertas de los mercados de crédito internacionales es que, con una sonrisa de oreja a oreja, Nicolás Caputo, el representante del gobierno de Macri en el conflicto con los buitres, anunció un principio de acuerdo con los fondos usureros. Pareciera ser, haciendo una repasada por los principales diarios de la prensa oficialista, que todo el escándalo elaborado por Cristina y Kiciloff el año pasado era puro circo y verdaderamente, resultó ser un problema de “mala voluntad” del gobierno anterior. Las “buenas intenciones” de Macri con los miembros de la usura financiera han sido en cambio, aplaudidas. Desde estas líneas señalamos el daño que traería el eventual arreglo con los buitres que propone Macri y nos alarmamos frente a la pasividad con la que los argentinos presenciamos lo que quizá sea una nueva sumisión de nuestro al pueblo al colono extranjero.

Leer más …

 

            La transferencia de bienes, y en especial de rentas, de unos sectores a otros de la población para hacer su distribución más homogénea constituye la distribución de la riqueza. En todos los casos debería ser aspiración de los gobiernos que la redistribución sea justa, pero además eficaz.

Leer más …

“Mauricio ¿en qué te has convertido?” se podría preguntar algún votante de Macri al ver los titulares de las últimas semanas. Despidos masivos en los sectores públicos y privados, aumento de las tarifas de todos los servicios públicos, devaluación y una inflación galopante, paritarias al 25%… y la lista sigue. ¿Y esto era el Cambio?

 

Leer más …

Hombres de paja que usan la colonia y el honor 
para ocultar oscuras intenciones: 
tienen doble vida, son sicarios del mal. 
Entre esos tipos y yo hay algo personal. 

Joan Manuel Serrat “Algo personal”.

Leer más …

“La economía no es ni ha sido nunca libre: o se la dirige y controla por el Estado en beneficio del Pueblo o la manejan los grandes monopolios en perjuicio de la Nación” 

General Juan Domingo Perón

Leer más …

La característica principal de la globalización no es que si estornuda un argentino se resfría un chino, o que si en EEUU aletea una mariposa en Arabia Saudita se produce un huracán como consecuencia. 

Leer más …

Terminó el torneo de verano y dejó algunas “sensaciones”, como le gusta decir a los reporteros deportivos del estilo “cassette”. Si sos de River estás contento pero no tanto: le ganaste a Boca dos veces; sí, sí, pero por penales; y sin jugar bien a la pelota. Si sos de Independiente estás triste por haber perdido con Racing, y si sos de Racing estás triste por… ser de Racing. ¿San Lorenzo? bueno, de lo único que puede alegrarse es que el Pipi Romagnoli está bien de la rodilla. Y Boca ¡hay Dios, mi querido Boca! Si sos de Boca estás caliente porque el Vasco tiene menos conducción que la “gestión” de Martiniano Molina. “El Vasco es como Sambucetti: tiene que agradecer no perder el trabajo” (1). Si sos de Boca, estas caliente porque tu equipo no juega bien al fútbol, como River, Racing, el Rojo y San Lorenzo.

Leer más …

“No me lo podés decir en serio, no me podés comparar a Leopoldo López con Milagro Sala. López no hizo nada malo como para que lo compares con Milagro Sala», es lo que le respondía Mauricio Macri hace unos días al cronista de infoBAE, Alejandro Bercovich, cuando le preguntó sobre la detención de Milagro Sala. Pero ¿qué opinaría el actual presidente (del capital extranjero, no de los argentinos) si Milagro fuera una militante política venezolana de la oposición a Nicolás Maduro?

Leer más …

El eficiente Mauricio Macri en tan solo 30 días de mandato ya logró aplicar los principales puntos de un gobierno de corte clásicamente liberal. Despidos a gran escala, represión a los trabajadores, devaluación,  incremento feroz de los precios, flexibilización para el ingreso de capitales extranjeros y el bendito levantamiento del cepo cambiario. No se crea doña Rosa que Mauricio escuchó sus plegarias y levantó el asfixiante cepo. No señora, era parte del trato con el “primer mundo”. Las restricciones cambiarias frenaban la inmensa sangría de dinero argentino al exterior, ya que presentaba dificultades para obtener dólares a cambio de pesos. Los Roca no sirven para comprar en tiendas inglesas ni para pagar el salario de obreros norteamericanos. Los dólares sí, allí está el secreto.

Leer más …

En una asamblea celebrada en Ituzaingó el 8 de octubre de 2015, el Movimiento Acción Sindical Argentino (M.A.S.A) redactó una declaración que señalaba 10 puntos a seguir en pos del desarrollo del país y de los derechos de los trabajadores. La Declaración de Ituzaingó explica en detalle las medidas a tomar en materia de salud, vivienda y protección del medio ambiente, entre otras. Sobre el segundo punto de la declaración, relativo a la producción, haremos algunas apreciaciones.

Leer más …

En la primer parte esta nota, explicamos cómo se constituyó la industria de los videojuegos en un gran oligopolio mundial de creación y distribución de productos culturales. En América Latina hay más de 116 millones de consumidores de estos productos, por lo que entender como consiguen generar adicción, que valores promueven y cuáles son sus consecuencias en el usuario es de vital importancia para comprender su impacto cultural en nuestra región. En esta segunda parte abordaremos estos temas y el por qué los videojuegos representan una de las versiones más acabadas de la colonización cultural en Latinoamérica.

Leer más …

Gómez dejó el coche en la vereda y bajó a fumarse un pucho. Saludó a los compañeros y quizás intercambió una anécdota o un chiste con alguno de ellos. El Pedro estaba chocho con la cuenta Premium de Spotify. Le pegó unas palmadas en la espalda a Tito, al que esta mañana se le había enfermado el nene más chico así que pasó en horarios de laburo y tarjeteó la play 4 así no se le aburría. “Con las cuotas al final te matan… pero bue, el nene es lo primero”. Mientras gastaba a Salcedo por el partido del domingo a la noche, le sonó el smartphone.

-          Gómez venite al garaje. No lo vas a poder creer – decía el whatsapp que le mandó el patrón. Al llegar al lugar citado, empezó la perorata — ¡Mirá lo que es esto! ¡Hace años era impensado! Yo sabía que teníamos que hacer algunos sacrificios, ahorrar, ahorrar, apretar un poco y bancar, que con un poquito de suerte… ¡Mirá lo que es este chiche! De afuera parece un corsita como los otros, pero el pasajero se sube, mete la tarjeta de débito y marca en el mapita adónde quiere ir. ¡Y el coche lo lleva solito! Los sensores de proximidad impiden que choque… No se distrae, no se cansa, labura las 24 horas… ¡Imagínese cómo va a revolucionar esto el negocio de los taxis! Este bicho sale de la fábrica y ya sabe todo… un buen chofer como usted, Gómez, ha tenido que invertir años de oficio para conocer bien todos los recovecos de esta ciudad… Qué calles evitar en tales o cuales horarios, cómo acortar para poder hacer más viajes… en fin… ¡Qué vergüenza me da cuando metemos un pibe de veinte años que le pide al pasajero que le indique cómo llegar! ¡Este bichito sale de la fábrica y ya es un Gómez!

-          ¡La verdad qué maravilla! Pensar que uno se crió mirando la tele en blanco y negro… la tecnología avanza que es una barbaridad… pero oiga, con todos estos chiches ¿qué falta hace el chofer?

-          Bueno, Gómez… de eso le quería hablar… ¿no ha pensado en jubilarse ya?

 

Esto debería ser una historia de ciencia ficción, pero puede que no lo sea. En estos momentos, los líderes empresariales del mundo – reunidos en Davos – están discutiendo sobre la Cuarta Revolución Industrial y sus consecuencias. Probablemente a la mayoría no les importen los Gómez del mundo.

Cada una de las revoluciones industriales implicó un cambio en los aparatos productivos y nuevas etapas en las relaciones económico-sociales en todo el mundo. Klaus Schwab, el inventor del Foro de Davos, ha proclamado que la Cuarta ya empezó: la era de internet, los dispositivos inteligentes, drones y robots, impresión 3D. Esto conlleva una modificación en las cadenas de producción y valor y, obviamente, tiene sus ganadores y perdedores.

El capitalismo tradicional, que incluía al trabajador para explotarlo y extraerle plusvalor, tiende a reemplazar cada vez más trabajadores por máquinas. Y ahora directamente lo excluye. “La tendencia hacia la automatización parece inevitable. El número de robots va en aumento e incluye variados expresiones como los drones y las aeronaves no tripuladas cuyas aplicaciones son múltiples. Junto a las posibilidades que ofrece el futuro, también llegan los riesgos. Schwab cita a dos investigadores de la Universidad de Oxford según los cuales casi la mitad de los empleos en Estados Unidos se encuentran en riesgo de ser sustituidos por las máquinas.”[1]

Atento a esto, el Papa Francisco dirige un mensaje hacia el alemán Schwab – y por su interpósito a todo el foro de Davos – donde advierte que:

“Los albores de la así llamada «cuarta revolución industrial» han sido acompañados por una creciente sensación de la inevitabilidad de una drástica reducción del número de puestos de trabajo. Los últimos estudios conducidos por la Organización Internacional del Trabajo indican que, en la actualidad, el desempleo afecta a cientos de millones de personas. La «financialización» y la «tecnologización» de las economías globales y nacionales, han producido cambios de gran envergadura en el campo del trabajo. Menos oportunidades para un empleo satisfactorio y digno, conjugado con la reducción de la seguridad social, están causando un inquietante aumento de desigualdad y pobreza en diferentes países. Hay una clara necesidad de crear nuevas formas de actividad empresarial que, mientras fomentan el desarrollo de tecnologías avanzadas, sean también capaces de utilizarlas para crear trabajo digno para todos, sostener y consolidar los derechos sociales y proteger el medioambiente. Es el hombre quien debe guiar el desarrollo tecnológico, sin dejarse dominar por él.”[2]

Coincidimos con el Papa de los Humildes. Si la incorporación de tecnología a la producción se traduce en mayores índices de exclusión, miseria, hambre, ignorancia y – por el otro lado – concentración económica y deterioro del ambiente, triste destino le depara a la Humanidad.

Por el contrario, sostenemos que la era de la robótica y las máquinas inteligentes pueden permitir a los hombres y mujeres del mundo poder vivir en condiciones más dignas con menos horas de trabajo. Todo depende de quiénes sean los que, apropiándose de la tecnología de punta y la propiedad de los medios, conduzcan esta nueva etapa del capitalismo. Todo depende de cuál sea el papel que los Estados Nacionales jueguen en equilibrar la balanza del mercado.

Mientras tanto, Macri asiste a Davos y se entrevista con la Shell, los Dreyfus, la Mitsubishi, los monopolios mediáticos internacionales. Y cierra el viernes discutiendo “El nuevo futuro de la Argentina” con los CEO’s de la General Motors, McKinsey, Bombardier, Shell, BASF, Banco Santander, Heineken, Nestle, Cisco, Citi, Embraer, Dell, JP Morgan, UBS, FEMSA, Black Rock, Renault-Nissan, BBVA, HSBC, Sony, Philips, ICBC, Novartis, Siemmens, Coca-Cola, Mitsubishi, Dow Chemical, Pemex, Yahoo, Wal-Mart, Tata, Acelor Mittal, Bank of America, Nomura, Hilton, PepsiCo, Unilever, Total, Lippo, Huawei, KPMG, Lenovo, Ericsson, etc.

Dime con quién andas, y te diré quién eres: es sencillo suponer de qué lado de la balanza va a jugar nuestro Estado Nacional. Con este panorama, la historia de Gómez en breve dejará de ser ciencia ficción.



[1] http://www.portafolio.co/internacional/la-cuarta-revolucion-y-colombia

[2] http://w2.vatican.va/content/francesco/es/messages/pont-messages/2015/documents/papa-francesco_20151230_messaggio-wef.html

Leer más …