María José Made — Ciencia Política y Adm. Pública FCPyS

En el día de hoy Díaz Canel inaugura una nueva época de mandato presidencial, por primera vez no encabezada por un Castro. Sin embargo, es un heredero del pensamiento político revolucionario encabezado primero por Fidel Castro y luego de su muerte, continuado por su hermano Raúl.

Miguel Díaz Canel nacía en el mismo año en que eran derrotadas en Playa Girón las fuerzas invasoras yanquis, convirtiéndose este acontecimiento como la primera victoria militar contra Estados Unidos en América.

El ex vicepresidente fue elegido para conducir la jefatura del Estado cubano por la  IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP), a la cual le corresponden las facultades legislativas y constituyentes de la Nación.

Entre sus declaraciones más llamativas ratificó que “la política exterior cubana se mantendrá indoblegable. Jamás cederemos ante presión o amenaza. Los cambios que sean necesarios los seguirá decidiendo de forma soberana el pueblo cubano».

Además agregó que algunas de las decisiones más importantes y estratégicas para el futuro de Cuba las seguirá tomando Raúl Castro, quien se encargo de entregarle un país con un desarrollo autónomo de medicamentos; sin feminicidios y siendo el segundo país del mundo con mayor participación femenina en sus parlamentos; educación y salud gratuitas para todos sus habitantes, de los cuales ninguno de ellos son analfabetas y tienen una esperanza de vida de 78 años, por nombrar algunas de las conquistas del pueblo cubano logradas desde la destitución de Batista hasta la actualidad.

Con una participación en las elecciones de un 86% de la ciudadanía  para la conformación de la ANPP, no se ponía en duda que quien fuese elegido representaría los mismos intereses que han gobernado el país caribeño desde 1959 hasta la actualidad; la conciencia política y la formación que han adquirido los cubanos gracias a las políticas de Estado llevadas a cabo para ello, dictaban el resultado de la elección.

En una América Latina avasallada por la injerencia estadounidense, que Cuba siga en manos de un castrista significa que siguen en pie destellos de esperanza para consolidar los lazos que vuelvan a unir el pueblo latinoamericano, hasta ahora dividido, en una sola nación. Significa que, frente a los embates sufridos, por los cubanos son un ejemplo de fortaleza para el resto de los luchan por la soberanía y la distribución más igualitaria de las riquezas en nuestros pueblos.

Se hizo público en las últimas horas que el ministro de Hacienda de Mauricio Macri, Nicolás Dujovne, en el 2016 aprovechó el blanqueo lanzado por el gobierno en el 2016 para sincerar 20 millones de pesos que atesoraba en el exterior.

El blanqueo de capitales tuvo como objetivo que se declararan los bienes que se tenían dentro del país pero fundamentalmente fuera de él, por lo general provenientes de la ilegalidad. Dujovne podría haber ido preso por haber escapado al Estado no pagando los impuestos que éste impone a los ciudadanos.  Gran parte del gabinete macrista aprovechó esta oportunidad para evitar tributar al Estado lo correspondiente al tiempo que su patrimonio financiero no declarado permaneció en el exterior.

Ahora bien, más allá que es un delito la evasión fiscal y la ley rige para todos igual, Dujovne tenía un agravamiento: era quien iba a ocupar el ministerio de Hacienda de la Nación.   Es decir, “evadió, blanqueó y asumió”. Dujovne no tiene moral ni ética. Es el responsable de que no se eluda al fisco argentino para evitar que se fugue dinero al exterior y él mismo se enriquece de esa forma.

Encontramos dentro de sus obligaciones también la correspondiente a atraer las famosas inversiones, ¿creerán los inversores que Argentina es un país confiable para hacer sus negocios si el mismo ministro de hacienda se rehúsa a hacerlo? Definitivamente no.

Como consecuencia de ello, también es responsable de que los argentinos estén cada vez mas descontentos con este gobierno que no para de ajustar sobre el salario de los más desprotegidos. Es responsable de que nos mientan haciéndonos creer que no hay presupuesto, ya sea para destinar a las mejoras necesarias en materia de salud, educación o vivienda. No es que no hay plata; es que “el zorro es el encargado de custodiar el gallinero”

Dujovne, a raíz de lo anteriormente mencionado, recibirá un pedido de interpelación por el Congreso de la Nación. Poco tiempo atrás Caputo estuvo en la misma situación y huyó sin vergüenza. ¿Quién será el próximo?

HABLA LULA AL PUEBLO BRASILEÑO

Publicado en América Latina y el mundo Sábado, 07 Abril 2018 14:44

En la misa en homenaje a su difunta esposa Lula Da Silva habló en el Sindicato de los Metalúrgicos de Sao Pablo, cuna de su militancia política.

Lula Da Silva tenía tiempo de entregarse hasta ayer a las 17hs, negó a hacerlo y se mantuvo atrincherado en el sindicato del cual fue presidente en sus primeros años de carrera política. La orden de prisión presentada por el Juez Moro contra Lula tiene razón de ser en la acusación al exmandatario de estar vinculado a los casos de corrupción de la operación “Lava Jato”

El líder sindical, en su discurso de hoy en la mañana, expresó que: “«Ellos quieren llevarme a una prisión preventiva porque rechazaron mi habeas corpus. Ellos no saben que hay miles de Lulas, que mis ideas ya están en el aire y mi corazón va a latir con ustedes». Además, agregó: “Quisiera que comprobaran si cometí un crimen en este país», haciendo alusión a la falta de pruebas y a las razones injustificadas que se le adjudican.  

La detención de Lula es un ejemplo más de las proscripciones políticas que los latinoamericanos que supieron representar a los mas humildes cuando llegaron al poder han experimentado. El problema para Moro y la rosca mediática-judicial vinculada a las finanzas internacionales no es Lula. El problema es a las clases sociales que benefició y a las que perjudicó con sus políticas cuando fue presidente de Brasil en sus dos oportunidades. El principal objetivo es limpiar de la política latinoamericana a quienes reclaman y defienden los derechos del pueblo trabajador. Lula es uno de ellos.

Compartimos con Inácio cuando hizo entender que, por más de estar profundamente en desacuerdo con su detención y su denigración, la  privación de la libertad del “guerrero de los brasileros” (como le cantaba la multitud en su apoyo); los ideales que el mismo encarna, herederos del vargismo y de Goulart, no pueden ser encarcelados.

El líder del PT supo sintetizarlo muy bien en sus declaraciones: “Si el crimen que cometí fue reducir la mortalidad (…) voy a seguir cometiendo crímenes porque voy a hacer mucho más». A pesar de haberse cansado de repetir que era inocente y que el único delito que cometió fue dar voz a los excluidos, Lula concluyo diciendo que iba a cumplir con la orden de cárcel que lo condenaba principalmente para no poder presentarse a las próximas elecciones, siendo un candidato con amplias posibilidades de triunfar. 

 

Fuentes:

 Tele Sur: https://www.telesurtv.net/news/lula-da-silva-sindicato-escuela-politica-democracia-201804070022.html

https://www.telesurtv.net/news/liderazgo-lula-escenario-electoral-201804030044.html

Ámbito Financiero :

http://www.ambito.com/917479-tras-participar-de-una-misa-por-su-esposa-lula-afirmo-voy-a-cumplir-la-orden-de-carcel

 

En algunas oportunidades se les ha recordado a los militantes morados que algunos dirigentes del radicalismo están más de acuerdo con las posiciones del campo Nacional que las defendidas por ellos mismos.

LAS MALVINAS SON LATINOAMERICANAS

Publicado en Opinión Lunes, 02 Abril 2018 12:54

“Los  pueblos necesitan del territorio con que han nacido a la vida política, como se necesita del aire para libre expansión de nuestros pulmones. Absorberle un pedazo de su territorio, es arrebatarle un derecho, y esa injusticia envuelve un doble atentado, porque no sólo es el despojo de una propiedad, sino que es también la amenaza de una nueva usurpación.” José Hernández

Cumpliéndose 36 años de la llegada a Puerto Argentino de aquellos soldados dispuestos a recuperar nuestras Islas Malvinas, los argentinos nos encontramos bajo el yugo del «vendepatria» Mauricio Macri. Nuestra soberanía sigue siendo violentada por los mismos intereses colonialistas de ayer; a diferencia de aquellos, hoy tienen a cargo funciones del Estado Nacional.

Es necesario adentrarnos sobre la cuestión aún irresuelta de nuestras islas Malvinas y detallar los verdaderos motivos de la guerra para que ningún desavisado crea en aquellos argumentos ridículos que han utilizado históricamente para justificar ese como hecho tales como que “Galtieri quería perpetuarse en el poder” o que fue una “guerra entre dictadura argentina y democracia inglesa”

La relación económica entre Argentina y Gran Bretaña, su metrópoli industrial, había concluido: Después de 100 años de auge  la complementación productiva entre el Imperio y sus colonias comerciales, período en el cual la Argentina se incorpora al mercado mundial regido por la división internacional del trabajo y basado en los principios del librecambismo, comenzaba a desaparecer. Gran Bretaña golpeada por la “Gran Depresión”, debe sustituir las exportaciones provenientes de Estados Unidos por las de otros países proveedores principalmente de materias primas. Aquí es donde comienza la escena protagonizada por nuestro país en su papel de “granja” encastrado perfectamente al del “taller” inglés. Una guerra como Malvinas hubiera sido inimaginable sin que dichos lazos se cortaran a raíz del auto abastecimiento agrícola y agropecuario de la nueva Inglaterra proteccionista.

Guiándonos por el Derecho Internacional, la situación en la que se encontraba la discusión de Malvinas antes los sucesos del 2 de abril de 1982 eran de negociación y diálogo. Sin embargo, Inglaterra hacía tiempo ya que venía planificando la ocupación de nuestro Archipiélago. Su estrategia geopolítica revela que sus intereses eran y siguen siendo muy concretos: la explotación del petróleo y la industrialización del Krill (pequeño crustáceo de alto poder proteico). Si lograban consolidar su poder militar en el Atlántico Sur reforzarían, consecuentemente, su importancia en la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte).

Para desgracia del colonialismo británico la Guerra de Malvinas dejó entrever un soplo de esperanza que reflejaba que la Unidad Latinoamericana seguía (y sigue) teniendo vigencia. Según algunas teorías, se afirma el hecho de que el resultado del encuentro bélico hubiera tenido un desenlace positivo para Argentina si se hubiera actuado con anticipación. Desde 1976 en Argentina ocupaba el poder una dictadura cívico militar. Fueron estos represores y genocidas quienes  propulsaron de la reconquista de Malvinas como medida para contrarrestar la estrategia británica puesta en marcha y para tratar de lograr cierta aquiescencia popular.  Librado a sus intereses y a su profunda incomprensión, Galtieri, quien quedó en 1982 al mando del país, sacó dos conclusiones totalmente erradas. Una de ellas se fundaba en confiar que Estados Unidos iba a posicionarse desde la neutralidad sobre el tema; creyó, de forma ingenua, que el envío de militares argentinos para el sustento de la invasión yanqui a Nicaragua y El Salvador, era suficiente para aliarnos con el gigante del Norte. Y la otra, mas graciosa aún, era que Gran Bretaña, principal interesada en los recursos naturales de las Islas y en la conquista de las Provincias Unidas del Rio de la Plata, desde las poco exitosas invasiones de 1806 y 1807, no iban a reaccionar militarmente. He aquí un ejemplo más de la herencia de una visión sesgada por su admiración anglófila y extranjerizada encarnada en un personaje nefasto como Galtieri.

En los días que corren vivimos un período donde el imperialismo busca seguir garantizando su dominio económico en la región y uno de los mecanismos para sostenerlo es a través de un plan para reforzar las bases militares establecidas  a lo largo del territorio latinoamericano, alistadas para comenzar una política de explotación y expropiación de nuestros recursos naturales (hidrocarburíferos, mineros, pesqueros y principalmente de una de las mayores reservas de agua dulce en el mundo).

Defender la causa Malvinas nos recuerda a todos los latinoamericanos que tenemos una patria en común y que frente a su continua puesta en tela de juicio, debemos luchar por su formación. Por la soberanía de la Islas Malvinas Argentinas y el heroísmo de quienes, en resguardo de lo que nos corresponde, supieron luchar por la unidad latinoamericana y nuestro futuro, cada dos de abril gritaremos: ¡MALVINAS VOLVEREMOS!

 

A 100 años de la Reforma Universitaria, se realizarán en Córdoba múltiples reuniones, congresos y encuentros para discutir lo concerniente a nuestra Educación.

Este también es el caso de la Conferencia Regional de la Educación Superior (CRES). Su objetivo es que, entre rectores, decanos, sindicatos estudiantiles y docentes, centros de investigación, trabajadores y trabajadoras discutan la Educación Superior de América Latina para consolidarla como bien social, derecho humano y universal con responsabilidad de los Estados.

En febrero pasado, organizaciones sindicales universitarias  se reunieron en el 11° Congreso Internacional de la Educación Superior y lograron redactar un documento con el propósito de delimitar algunos puntos que unen sus reclamos y luego poder presentarlos en la CRES. La precarización laboral, la pérdida de derechos laborales y del poder adquisitivo de los salarios, la desigualdad en la distribución de la riqueza y la violencia de género fueron algunos de los flagelos de la región señalados; cada uno de los cuales se funda en la dominación imperialista ejercida sobre la región.

Coincidimos con Daniel Ricci, Secretario General de FEDUN, cuando en una Jornada en la que participó en la Universidad de Buenos Aires en el marco de la CRES convocó a defender la educación de los enemigos de la Universidad Pública: el capital financiero y los bancos que intentan convertirla en una mercancía.

Es menester acoplar nuestras exigencias como universitarios argentinos a las del resto de nuestros hermanos. Es evidente que son los mismos problemas los que nos aquejan y nos coartan, a través del dominio extranjero de nuestro sistema educativo, nuestra emancipación. No es casualidad que no hayan dejado, en aquel congreso, de denunciar la privatización y mercantilización de las instituciones de educación superior en nuestra región.

Con una idea de educación similar, hacemos hincapié en la búsqueda de una Universidad al servicio del pueblo, integrando a todo aquel, sea trabajador o de sectores vulnerables, que quiera completar sus estudios; una Universidad pública, gratuita, de excelencia académica, que sea generadora de conciencia social y que se encuentre comprometida con un desarrollo sustentable de nuestro medio ambiente.

Por más que la CRES esté organizada por el Instituto Internacional para la Educación Superior en América Latina y el Caribe (IESALC), el cual es un organismo de la UNESCO dentro de la órbita de la ONU (¡con todas los desacuerdos políticos que tenemos con ésta!) y por la Secretaría de Políticas Universitarias, actualmente conducida por el radicalismo macrista; creemos que los gremios universitarios, docentes y estudiantiles, deben participar de forma incisiva para no dejar que sean estas organizaciones las que decidan el destino del desarrollo humano integral de los latinoamericanos en su conjunto.

Uno de los aspectos más reivindicables de la citada Reforma del 18 es su profundo carácter latinoamericanista. Apropiémonos de esta instancia para que nuestra nación progrese en su proceso de integración y complementación económica.

Aborto: ¿Maniobra distractiva de Cornejo? Parte II

Publicado en País Jueves, 08 Marzo 2018 12:12

Se torna necesario discutir en la Argentina el asunto del aborto teniendo en cuenta que la legislación vigente en todo país proviene de 1921. Ahora bien, el concepto de “discusión” parece no estar del todo bien entendido. Existe una exigencia social por un lado y, por el otro, posiciones tomadas sin ánimo de discutir el problema en lo más mínimo.

En el 2012, la Corte Suprema de Justicia de la Nación estableció que quien se encuentre en las condiciones descriptas en el art. 86 inc. 2 del Código Penal no debe ser obligada a solicitar una autorización judicial para interrumpir su embarazo, con su declaración jurada basta. “De esta forma, en la Argentina toda mujer, niña, adolescente y, en general, toda persona con capacidad de gestar tiene derecho a solicitar una interrupción legal del embarazo que cursa según los mismos estándares de calidad que el resto de los servicios de salud”[1].

A partir de este argumento, tres años más tarde, se logra actualizar la reglamentación sobre la materia y se fija en el “Protocolo para la atención integral de las personas con derecho a la interrupción legal de embarazo”, la no punibilidad del aborto cuando el embarazo represente un peligro para la salud o la vida de la mujer y este peligro no pueda ser evitado por otros medios o sea producto de una violación.

Es y ha sido responsabilidad del Poder Ejecutivo, Judicial y Legislativo tanto nacional como provincial difundir, concientizar y, a partir de los medios de comunicación, propagandizar el protocolo, el cual significa un avance para los derechos de las mujeres. El problema radica justamente aquí, los responsables políticos de que se garanticen las condiciones para su efectiva implementación, se oponen. Este, entre otros casos, es el de nuestra Ministra de Salud, a quien le ha venido muy bien el próximo debate sobre el aborto para evitar argumentar el porqué, de su rechazo a la aplicación del protocolo en la provincia.

En sus últimas declaraciones Elisabeth Crescitelli, quien está al frente del Ministerio de Salud, confirmó, luego de haberlo discutido con Alfredo Cornejo, que la provincia no va a adherir al Protocolo del Aborto no Punible. Parece seguir correctamente los pasos de quienes pasaron desde el comienzo del mandato radical por ese Ministerio: Giacchi, (quien debió renunciar por ser denunciado de golpear a su mujer), no quiso aplicar el protocolo; Najul, quien se mostró a favor al principio e hizo campaña con ello, tampoco. ¿Por qué Crescitelli cambiaría el rumbo?

A pesar de que los radicales universitarios encolumnados en la Franja Morada se cansan de pasear sus pañuelitos verdes de aquí para allá, el resultado no ha cambiado: Mendoza sigue sin adherir al mismo. Cuando tienen el poder y la potestad de poner en práctica sus supuestas banderas, se las olvidan. Vamos a confesar una verdad: ya no los entendemos. Se enarbolan detrás del reclamo del Boleto Gratuito, sin embargo el pasaje mínimo de colectivo ha subido a $11. Dicen defender la Educación Pública y Gratuita y el gobierno del que forman parte ha recortado el presupuesto educativo. Son “feministas” y se niegan a otorgarles un derecho elemental a las mujeres.

Detrás de toda esa hipocresía y su incoherencia militante, hay dos razones que nos pueden ayudar a aclarar el panorama. La primera es que Macri siendo Jefe de Gobierno porteño también se enfrentó a la promulgación del aborto no punible. Y la segunda, es que no están de acuerdo políticamente con desafiar los intereses económicos que están detrás de la clandestinidad de esta práctica (aproximadamente se manejan unos 15 mil millones de pesos al año).

No pensamos  que el protocolo sea la política perfecta para la solución del problema que aqueja a cientos de mujeres que mueren al año por esta práctica, creemos que es un primer y gran paso su aplicación y adhesión en todas las provincias argentinas. Es el material que tenemos aquí y ahora para utilizar, no queremos que se convierta en letra muerta. Reclamamos que este debate se lleve hasta el lugar mas recóndito del país; audiencias públicas mediante, para que en profundidad se discuta una solución y no sea una mera maniobra distractiva del gobierno para hacernos creer por un ratito, que les importan nuestros derechos. 



[1] Ministerio de Salud de la Nación. 2015, “Protocolo para la atención integral de las personas con derecho a la interrupción legal del embarazo”. Buenos Aires.

En el marco de la Feria Internacional de Educación Superior Argentina, el señor Rodolfo Terragno fue invitado como principal conferencista. Muchos de los lectores se preguntarán intrigados: y éste, ¿quién es?

Ministro del gobierno del radical Alfonsín primero y de De La Rúa después, fue uno de los pioneros en tantear el terrero para la incorporación del capital privado a las empresas públicas. Deseo que terminará trunco a raíz de la oposición peronista. Hubo un anhelo sí que logró concretar: la privatización de la línea aérea Austral. Probó una vez más, en este caso con Entel, la cual quiso privatizar mediante la venta de un porcentaje considerable de sus acciones a la compañía española Telefónica, pero nuevamente fracasó. Menem, al poco tiempo, concretó aquello que Terragno había dejado inconcluso. 

Se imaginará el lector la tenaz defensa de la educación pública y gratuita que este lacayo radical pudo destacar en su exposición.

En la actualidad, y desde hace tiempo ya, Terragno es columnista de Clarín y del diario La Nación. Era de esperar que contribuyera en la redacción del diario considerado mitrista por excelencia ya que en una entrevista evoca a Mitre como un ejemplo de dirigente político en desmedro de aquellos que “viven por y para la política”. ¿Puede sostener las banderas de una Universidad al servicio del pueblo un hombre que retoma aquellos intereses oligárquicos del puerto de Buenos Aires y a favor de la invasión comercial extranjera? De ninguna manera.

Un personaje como Terragno no desafina dentro de la armonía general de la FIESA. Lo que vulgarmente expresa en los medios de comunicación de los cuales es parte, tiene como correlato aquellas verdades académicas que las instituciones educativas quieren hacernos pasar como neutrales e incuestionables.

Tanto en el siglo XIX como en el XXI, el protagonista que modestamente hemos pretendido analizar, siempre se ha parado del lado de los intereses antinacionales. En esta oportunidad, su presencia en la FIESA fue: ¿en calidad de privatista, mitrista, radical o alfonsinista? La respuesta a esta pregunta verdaderamente no tiene sentido. Las refutaciones posibles son prácticamente sinónimos.

Podemos afirmar que vino en calidad de representante de la extranjería, de todo aquello alejado de lo propio y desvinculado de las necesidades que el movimiento estudiantil requiere en la Argentina de nuestros días: planes de estudios con contenido nacional, popular, democrático y latinoamericano; turno noche de cursado en aquellas universidades donde se los excluye a los trabajadores de su derecho a estudiar; mayor presupuesto; entre otras conquistas que se le adeudan a los estudiantes argentinos y al pueblo en su conjunto.

 

 

 

 

Aborto: ¿otra maniobra distractiva de Cambiemos?

Publicado en Opinión Martes, 27 Febrero 2018 18:23

Durante los últimos días ha estado en boca de miles de argentinas y argentinos el debate sobre la despenalización del aborto. Organizaciones sociales y políticas defendiendo su postura a favor del tema, marcharon en varias provincias del país. Fue a partir de ello, que desde el Ejecutivo Nacional encabezado por Mauricio Macri se le dio el visto bueno a la discusión dentro del Congreso de la Nación.

Parece haber surgido la oportunidad para que la sociedad en general manifieste su posición, otros que aún no la han formado se informen y para que los distintos funcionarios públicos y dirigentes políticos tengan que argumentarla.

Quien supuestamente propuso el debate fue Cambiemos y han sido sus mismos funcionarios, quienes adelantando su opinión, se han expresado en desacuerdo con la despenalización del aborto. Macri y Peña son un ejemplo. ¿Para qué instalan la polémica en la sociedad sobre un tema tan complejo y delicado si ya han tomado la decisión de votar en contra? No nos quedan muchas opciones para pensar.

En una Argentina que se ha endeudado en lo que va del macrismo en 132 mil millones de dólares, donde ya es costumbre que los miembros del gobierno sean evasores fiscales, teniendo dinero no declarado en empresas offshore y donde consecuentemente con ello son cada vez más los lugares donde se escucha el cantito de Macri: ¡la p… madre que te parió!; la “puesta en agenda”, como suelen decir, del tema del  aborto es sólo una maniobra distractiva para que ellos puedan seguir haciendo sus negocios en paz. Los medios de comunicación, aliados estratégicos de Cambiemos, le hacen el juego y ¡hasta los programas de chimentos ahora están preocupados por el asunto! No jodamos más: quieren dirigir la mirada de los ciudadanos a otra cuestión. No están a favor del aborto, ni les importa su discusión: quieren que los puteen menos.

Queremos que se discuta el aborto como un problema de salud pública, queremos que se exija la implementación del protocolo del aborto no punible en toda la república. Queremos, además, que se detalle y se designe el presupuesto adecuado para ejecución del mismo, para mejorar la infraestructura sanitaria y la capacitación médica. Pero NO queremos dejar de atender el resto de los problemas que nos afectan como argentinos y argentinas. Es casi irracional pensar un posible reparo a las muertes de mujeres por aborto, sin pensar que las principales afectadas son aquellas de bajos recursos, a quienes cada día se les hace más complicado conseguir trabajo o son las primeras en ser despedidas de sus puestos; mantener a sus hijos en esas circunstancias es una tarea difícil.

La experiencia y la historia nos dictan que mientras más justas con las condiciones de vida en un país, más derechos conquistaron sus mujeres. No podemos esperar mucho de este gobierno.

 

               

 

En los últimos días, hemos visto con más frecuencia en los diarios noticias referidas al fenómeno Bitcoin. La razón de ello radica en que este nuevo sistema monetario ha tenido un aumento del 70% de su valor en una semana, y más del 10000% desde su creación.