NEFASTOS Y CÍNICOS

No es un capricho cuando decimos que este modelo de ajuste producto de la concentración de renta y posterior transferencia al exterior adoptado por el gobierno de Macri debe ir acompañado por la represión. Mientras Macri y su gabinete se muestra con total impunidad y con cara de “acá no pasó nada”, los argentinos y argentinas se la rebuscan para llegar a fin de mes y piensan como harán para pagar la tarifas, el trasporte, la comida, el alquiler, etc. El problema no es que haya que pagar sino que todos los días nos encontramos como tapa de algún diario que algo en la Argentina aumentó (nunca el salario).

Hoy, el precio de la nafta volvió a aumentar. El aumento es de un 3% y de los cuatro meses que llevamos de gobierno el aumento acumula un 12%. La suba se le puede atribuir a la devaluación, al precio internacional del petróleo en crudo y a la importación del mismo. Pero cabe destacar que uno de los factores por el cual los precios suben  es la caída de la producción nacional y la compra en el exterior, la cual aumentó un 326% lo que va del 2018 en comparación con el 2015. La nafta de Argentina es la segunda más cara de toda América Latina.

Mientras que la inflación sigue aumentando y representa un 40% desde que asumió Macri, a los trabajadores de YPF le quieren aumentar solo el 15%, distribuirlo en tres meses y recién revisar de nuevo el acuerdo en Noviembre. Pero a la mínima queja, despido y represión.

Por otro lado, en Buenos Aires reprimieron a trabajadores y trabajadoras que estaban reclamando los despidos y el ajuste. Se habían solidarizado con los compañeros del  Hospital Posadas, el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI),  Cresta Roja, PepsiCo, Ferrobaires y los mineros de Río Turbio. De forma pacífica estaban movilizándose en la 9 de julio en el marco de la semana de actividades convocadas por el ATE Nación y la CTA Autónoma con la carpa instalada en el Congreso.  Con gas pimienta y balas de gomas quieren hacer callar la voz del pueblo que está cansado de sufrir por este gobierno.

Cada vez se hace más exasperante ver como el cínico y bruto de Mauricio sale por la televisión, da discursos, se pasea y demás con un alto nivel de impunidad. La mayoría del pueblo argentino es bombardeada segundo a segundo por este gobierno que de trabajador no tiene nada. Mientras los Cambiemos están haciendo de sus negocios en las Islas Caimán y hacen como que gobiernan para todos y todas, los que sufren las medidas antipopulares y antinacionales son reprimidos y condenados a vivir en la miseria.